Facebook Twitter Google +1     Admin

POR LOS VALORES, POR EL REPUBLICANISMO

Un 14 de abril más que pasó, y ahora parece que el sentimiento Republicano, los valores y la defensa de nuestros ideales cobran más vigor que nunca, sobre todo a propósito de cuanto acontece estos días por las Españas. La extrema derecha ha salido de su caverna, campa a sus anchas por el poder judicial, por el parlamento, y ha encontrado en el juez Garzón al chivo expiatorio de todos los males que le aquejan.

El PP en una lección indescriptible de falta de valores, pide las dimisiones de quienes asistieron en la Universidad a un acto en apoyo al juez Garzón, carga contra sindicatos, contra el mundo de la cultura, contra todo el sentimiento de izquierdas, mientras que permite a sus corruptos seguir confortablemente en sus puestos, en sus escaños. Se persiguen los ideales y no se renuncia al poder, se aferran al sillón y a todo lo que pueden. Es la derecha rancia y pura en toda su extensión.

Las heridas que se enterraron con cal bajo el paraguas de la Transición siguen abiertas, y los demócratas clamamos por una justicia que amnistió a muchos criminales y les exoneró de sus crímenes. España necesita de este espasmo, de una vuelta a los valores, a los ideales, que se han pervertido por el triunfo del capital y por el silencio cómplice de quienes renunciaron en su día a pedir justicia, en pro de la estabilidad del sistema. En los 80 el ruido de sables habría sido ensordecedor en estos momentos, pero por fortuna ahora que la democracia se ha consolidado, es hora de resolver esas cuentas pendientes con la dignidad, y con la historia. Es el momento de pelear por la justicia histórica, por el laicismo, por un sistema justo, por la despolitización de la judicatura, y cuantos males nos aquejan estos días.

La crisis ha devuelto la razón, ha supuesto un regreso al pensamiento, se recobran las ideologías, y por fortuna podemos alzar nuestra voz y clamar contra la sinrazón. La caza de brujas abierta contra el Juez Garzón dando pábulo a una denuncia falangista, es algo más que un proceso judicial abierto, es una causa iniciada contra los valores universales que defendía el magistrado y que abanderaba al iniciar un proceso por los crímenes contra la humanidad que se produjeron bajo el régimen franquista, y que todavía nadie ha juzgado. 

SALUD Y REPÚBLICA

15/04/2010 09:40 Ángel Hernández #. Blogs

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)



Enlaces

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next