Facebook Twitter Google +1     Admin

la Huella Ecológica

20080410133801-images.jpg

Bueno, como el mundo no se detiene en los debates políticos, como la "pertinaz sequía" sigue haciendo mella en esta tierra terriblemente seca, y porque por encima de todo lo que me preocupa es el mundo en el que vivo, hoy sin querer hacer sombra al pedazo de blog de mi hermano  Aragón Sostenible ;me permito el lujo de escribir sobre la huella ecológica, o lo que es lo mismo, hasta dónde es sostenible este nuestro modelo de vida insostenible.

El Desarrollo sostenible, que según la cumbre de la tierra en 1992 quedó definido como “El que satisface las necesidades presentes sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades” se cuantifica mediante un parámetro denominado déficit ecológico. Así, los individuos, regiones o países cuyo déficit ecológico sea  negativo  estarán consumiendo más recursos de los que son capaces de producir y, por lo tanto, serán insostenibles.

El déficit ecológico es la diferencia entre  la huella ecológica o “superficie necesaria para producir los recursos consumidos y para asimilar los residuos generados por una población” y la capacidad de carga de esa misma población definida como la capacidad de producir esos mismos recursos por la superficie correspondiente a dicha población. Tanto la huella ecológica, como la capacidad de carga y el déficit ecológico se cuantifican en unidades de superficie (hectáreas) per cápita  (Ha/cap) de dicha población.

De manera global el déficit ecológico mundial es de -0.5 Ha/cap,  ascendiendo en los países desarrollados a -3.1 Ha/cap. En España  la capacidad de carga es de 2.4 Ha/cap y la huella ecológica de 6.4 Ha/cap. Por lo tanto, el déficit ecológico español es de 4 Ha/cap y el cociente entre estos dos parámetros es de 2.5, que es lo mismo que decir  que para que nuestro sistema de vida fuese sostenible nuestro país debería contar con cuatro veces más superficie de la que cuenta en realidad.

Por Comunidades Autónomas, las menos sostenibles (cociente entre la huella ecológica y capacidad de carga) son Madrid con un valor del 19.9, seguida por Canarias y la Comunidad Valenciana con un 10.4 y 7.8 respectivamente. Las únicas Comunidades Autónomas con una valor inferior a uno, y por lo tanto sostenibles,  son Castilla-León con un 0.7 y  Castilla la Mancha y Extremadura con un 0.8.

Bueno pues esa es la realidad que tenemos, que eso es lo que pasa en España, me imagino que la huella ecológica de Pekin, Mexijo D.F., Sau Paulo u otras megaurbes de ese estilo, debe ser como para echarse a temblar. Me preocupa especialmente la huella ecológica de Alcorisa, un pueblo en el que no se hace nada por el medio ambiente, a no ser que lo propongamos nosotros desde CHA, y una cosa es proponer, y otra que el alcalde disponga. En fin, el caso es que vamos a seguir con esta cuestión, tratando de dar la batalla por la sostenibilidad de nuestro pequeño mundo, ni más ni menos que pensando en global y actuando local.

 

10/04/2008 13:38 Ángel Hernández #. Alcorisa

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)



Enlaces

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next