Facebook Twitter Google +1     Admin

EL DEBATE ENERGÉTICO

 

Adjunto mi columna del viernes pasado en La Comarca, a propósito del debate energético.

Andamos estos días debatiendo en torno al futuro de la energía. El cierre a medias de la Central Nuclear de Garoña, ha puesto en el disparadero la deficiente política estatal en materia energética. La actitud frente a esta cuestión es algo que juzgarán los ciudadanos en las urnas, pero más allá de la solución salomónica que se presenta, hay un trasfondo que nos afecta y que deberíamos abordar. Lo que verdaderamente importa es resolver el déficit energético español, convertido en un problema estratégico que nadie ha sido capaz de resolver hasta la fecha, y tiempo han tenido.

Ahora el Gobierno plantea que la alternativa está en las energías renovables, principalmente solar y eólica. Llegados a ese punto nada que objetar. O quizás sí, quizás el hecho de que no se ha planteado un debate serio y que no contamos con una ordenación territorial de los recursos energéticos de futuro. Quizás opinar que esto parece ser una solución insuficiente, que actualmente solo puede aportar el 20% de la energía que necesitamos. Por eso queremos saber cuándo, cómo y sobre todo dónde.

En Teruel nos libramos en su día de la instalación de una Central Nuclear, porque no contamos con ningún río capaz de aportar el caudal necesario para refrigerar un reactor. En cambio, hoy vemos como nuestros montes viven bajo la amenaza de los aerogeneradores. Todas las semanas se incoan expedientes de nuevos parques eólicos, algunos ubicados en los paisajes más hermosos de Teruel. Huesca ya padeció una despoblación sin precedentes, al convertir todos sus valles en pantanos, para abastecer de agua y energía a las ciudades. Aquí podría pasarnos igual, si acabamos con el motor del turismo de naturaleza.

Defiendo el uso de las renovables y de la energía eólica. Pero precisemos. Primero es necesario que haya una ordenación de la producción energética, que hoy no existe. En segundo lugar, la energía eólica no es la panacea que ha de salvar a los pueblos de la bancarrota; el ejemplo de La Muela lo ilustra claramente. Y tercero no es compatible un modelo turístico de calidad, que no tenga en cuenta los impactos paisajísticos. Finalmente, creo que los turolenses ya aportamos lo suficiente al mapa energético español, y veo una amenaza exagerada sobre nuestros paisajes. Va siendo hora de que se mojen otros. Así que EOLICA SÍ, SEGÚN DÓNDE y NUCLEARES NO. GRACIAS.

 

14/07/2009 17:59 Ángel Hernández #. En la prensa

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)



Enlaces

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next